Everything but temptation

enero 22, 2009

Con el nombre del ex, somos ya muchos en esta relación…

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , , , — mytemptation @ 11:22 pm

 

Es una relación reciente en la que todo está por dar, y hay mucho que recibir. Soy del tipo de personas que me gusta dar amor, a cualquiera, aunque sea algo pasajero de una semana. Mi cariño se extiende más allá del sudor de la piel, más allá de jadeos y sexo tras la medianoche…

Tras quedar para un día más (o una noche) le veo acercarse por la acera. Su andar parece más relajado como flotando, la sonrisa se le ilumina, le brillan los ojos al verme, al acercar sus labios con los míos. Noto, noto el deseo. Ya en mi regazo siento su olor que me trae el recuerdo de la noche pasada…

robot

Conoces poco a poco algo de la otra persona hasta puede que el nombre de su ex pero con ciertas personas… en ciertas ocasiones… llega ese fatídico momento, que todo lo cambia, cuando te llama por el nombre de su ex.

Y a mí es que se me hiela el cuerpo, es un puñal frío en mi corazoncito caliente. Como uno ya ha tenido experiencias de este tipo ya tengo hecho hueco para el puñal pero aún duele. Y si son tres, y no dos o una, las veces que menta al individuo el mismo día pues uno ya no sabe el porqué, y le da por pensar lo poco que va durar él, el ex y sus putos nombres… Que para puñales fríos y cortes me voy a mi cama también fría pero a la que mi corazoncito y alguna lágrima seguro que rápido calienta…

Anuncios

enero 19, 2009

Mis momentos mágicos tienen nombre

Filed under: sentimientos — Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , — mytemptation @ 11:01 pm

 

Hay muchos momentos mágicos cuando estás conociendo a alguien sobre todo si se entremezcla algún tipo de sentimiento. Para mí, el más importante, es ese momento en que se cruzan las miradas para que la otra persona pronuncie tu nombre por primera vez…

Yo lo asemejo a un cierto pudor, algo así como estar desnudo, pero donde rápidamente te visten esas sencillas letras que componen tu nombre para mostrarte ante la nueva persona. Personalmente, compartir mi nombre con alguien es decir ya mucho de mí… Cuántas veces nos sucede que surge en una conversación un nombre y rápidamente lo asociamos a un viejo amigo o enemigo, que esa simple palabra nos dice más, mucho más…

 letras

El finde lo hablaba con un conocido que irónicamente desconoce mi nombre. Lo digo en serio, esa primera vez me llamó ‘ojos’ (y desde entonces) pues es lo primero que quedó retratado en su retina. Son mis ojos verdes los que le sirven de recuerdo cada vez que nos comunicamos por el messenger o que mi voz suena por la línea de teléfono. Aún me acuerdo de aquella vez compartiendo cervezas en un bar, querer presentarme a alguien y decir eso mismo, ‘ojos’… Era la primera vez que me nombraba pero en ese primer instante no fui consciente de la situación. Salí al rescate con mi mano seguida de un atisbo de sonrisa para pronunciar yo mismo mi nombre: ‘soy ojos, encantado’…

Habría mucho más que contar, como esa persona que sigue clavadita en mi corazón, con la que hubo amor de verdad hace ya muchos, muchos años. Tal vez magnifique en ella recuerdos, pero si hay una cosa que permanece indeleble fue esa primera vez. Sigo recordando el lugar, lo que vestía, su olor y lo más importante, el momento que lo envolvía todo resumido en cinco letras pues … ésa fue la primera vez que dijo mi nombre, de sus labios salió un: Jorge.

Blog de WordPress.com.