Everything but temptation

noviembre 15, 2009

Pan, Peter Pan

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , , — mytemptation @ 9:02 pm

Creo que muy último paso por la adolescencia consistió en no avergonzarme al desnudarme ante alguien la primera vez. Cierto es que el alcohol (llamémoslo botellón) y la noche han ayudado a mi generación a suavizar el asunto, y que el sigo XXI ha traído consigo más facilidades. Los tiempos cambian, ay, si las webcam hablaran…

Pero en mi caso esa desvergüenza debió de evolucionar hacia los veintitantos pues aún me recuerdo con ciertas reticencias a tirar para abajo del slip… ains.

FrasesySexo

Y es que mi espíritu de Peter Pan se ha negado con fuerza a abandonar dicho remanso de eterna juventud. Ése que no quiere responsabilidades pero sí seguir disfrutando de lo bueno de seguir siendo un poco niño. Sinceramente pienso que lo de ruborizarme fue lo último que me ató a Peter Pan. Peter voló hacia su país y yo me quedé en tierra.

En ocasiones, busco esa inocencia con gente con la que me gustaría compartir algo más. Probar algo de lo que ya la edad o la inexperiencia son excusas. Llevo ya unas noches anhelando compartir mi cama con alguien. Estar abrazados y susurrarnos confidencias. Buscando algo que me dé miedo iniciar. Buscando algo que me ruborice sí, para a renglón seguido abrazarlo fuerte con mis manos… y hacerlo nuestro, suyo y mío.

Anuncios

noviembre 5, 2009

Vuelve el frío

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , , — mytemptation @ 10:20 pm

De regreso del trabajo, descubro en la calle a un abuelo agarrando las pequeñas manos de su nieta mientras ella se queja de frío. Todo el abrigo de unas grandes manos rodea sus manitas para alejar esa sensación que nadie nos ha enseñado a combatir en soledad.

Para no ser menos mis orejas y mejillas se quejan de eso mismo, y gritan hasta ponerse rojas en busca de una imagen tan tierna como el roce (y calor) de una mano ajena sobre mi rostro.

Gato con frio

Por supuesto, sueño despierto pero mi cabeza no se detiene ahí y ahora comienza a enumerar todo lo que va encontrando frío una vez llegado a casa: un sofá, una cama, qué diablos incluso toda una casa son elementos que con el frío se disfrutan de otra manera, y siempre mejor acompañados.

Qué tendrá el invierno que busca algo tan sencillo como el contacto con otro. Lo tengo comprobado, mi cama en verano no se siente de la misma manera que esta noche. Paso la mano por ese otro lado de la cama (el que siempre está vacío) y se hace más presente que nunca, la realidad. Que estoy solo, que ese otro lado esta frío…

noviembre 2, 2009

Anhedonia

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , — mytemptation @ 12:52 pm

Es la incapacidad para experimentar placer, la pérdida de interés o satisfacción en casi todas las actividades. Y es que placer continúa siendo esa palabra difícil de describir pero de la que todos tenemos recuerdo por haberla experimentado.

Hay distintos tipos de placer físico: el producido por el gusto (ciertamente se pueden llevar a la boca muchos tipos de cosas); el producido por el tacto (masaje, placer sexual en sus diversas manifestaciones,…); el placer auditivo (¿la música de lady gaga?), el visual (arte,…), el deportivo (y si no díganselo a mi vecino madridista)…

Alguien nos explica en su blog que sufre de un retardo de placer. “Cuando hago algo que me da placer solo soy consciente de esa felicidad después de haber vivido ese momento. Soy retardado de placer en todo. En todo menos en el sexo. Cuando me corro soy plenamente consciente de mi placer. Es el único momento…”.

placer

Nos hemos convertido en una especie que busca el éxtasis exprés. No hemos acabado de disfrutar una cosa y ya estamos buscando la siguiente… Pasa (y mucho) en el mundo de las relaciones. Nos saciamos antes de empezar, y nos lanzamos a buscar más y más sin detenernos a saborear lo que teníamos entre manos… y a la larga sólo queda el vacío, el retardo en el placer, el recuerdo de lo que ya no está ni estará con nosotros.

Nos recuerda wikipedia que los griegos aconsejaban un placer moderado y consideraban un vicio pernicioso cualquier placer inmoderado. Algo tiene que haber para mí, y muchos otros, a medio camino entre el vicio, el morbo y despertar cada noche solo con poco más que un recuerdo entre las manos…

octubre 20, 2009

Y nosotros, ¿qué somos…?

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , — mytemptation @ 7:48 pm

Siento crecer el nivel etílico en mi sangre, el alcohol amplía mi sonrisa y sonrosa mis mejillas dando aún más vida a mi rostro. Es sábado, es noche. Estoy a la vuelta del nuevo curso, y viejas voces me sorprenden con frases como las del título.

Porque nos movemos en un mundo de relaciones múltiples, de follamigos, de encuentros fugaces, de deseos instantáneos saciados antes de que dé tiempo a nada.

Mi teoría (nunca expresada en voz alta) es que la frasecita sobra, que ni uno ni otro podremos dirigir el rumbo de nuestra relación (si es que la hay), y que ella (la relación) será la que nos dirija a nosotros.

iceberg

Cada vez que me han dirigido esa frase me ha inundado un sentimiento de inseguridad por la otra persona. De querer adelantarse, de querer no tropezar, de no salir herido como hacemos periódicamente con esto de las relaciones.

Yo mismo me he encontrado compartiendo cama con alguien y al mismo tiempo mordiendo la almohada para no preguntar qué somos, seguro de que la contestación sería negativa… Seguro de que me sentiría mucho peor escuchando la respuesta en boca de otro: que no había nada entre nosotros. Sólo sexo, o miedo a la soledad, o que la opción de matar el tiempo con alguien es más saludable si se hace en compañía, qué sé yo.

Nunca he encontrado la respuesta deseada cuando mi corazoncito me ha impulsado a preguntar. Nunca he satisfecho positivamente la curiosidad de quien ha osado preguntármelo…

septiembre 23, 2009

De la noche en blanco a la noche en vela

Filed under: vida — Etiquetas: , , , , , , — mytemptation @ 12:01 pm

La noche nos despide a los dos sobre la cama. Unas ligeras caricias de buenas noches y poco más. Esta noche no habrá sexo. Lo sé por el frío de roce de su mano, hoy toca charlita.

Aprovecho la bandido de la oscuridad para deslizar mis dedos sobre la mesilla y alcanzar los tapones. Estoy acostumbrado, escupirá palabras durante un rato sin esperar respuestas. Un ligero sonido de mi garganta a modo de asentimiento le seguirá a cada una de sus frases. Hasta que su voz se vaya apagando, hasta que mis ronquidos se vayan encendiendo.

una-luz-en-la-oscuridad

Desde que descubrí esta regla en la cama no faltan siempre unos tapones a mano en el dormitorio. Los dos liberamos tensión y no nos perjudicamos. El sueño comienza a inundar mi cuerpo pero, en ningún momento, olvido aportar mis ruiditos en esta extraña conversación.

De repente, algo cambia en vez de darme la espalda y callar me planta un beso en la boca, de lo más tierno que puedo recordar. Me temo lo peor y rápidamente despego el tapón de cera de mi oído. Sólo que oigo silencio.

Ahora soy yo el que me paso toda la noche en vela pensando en la que me habrá caído. He despertado la paz en la cama a cambio de haber dicho SÍ (más bien gruñido) a algo que ni sé lo que es… Cojones, menuda papeleta.

septiembre 16, 2009

Adiós Verano, adiós (Fin)

Filed under: sentimientos — Etiquetas: , , , , , , , , , — mytemptation @ 10:15 am

Adiós. Verano tiene nombre llamémoslo jota o efe, qué más da. Verano me dice, entre sábanas, que lo nuestro no puede ser. Que lo que apenas ha comenzado es ya un punto final. Y que además la caldera no funciona con lo que a la mañana siguiente, para acabar de digerirlo, me toca ducha fría.

Verano me dio la espalda hace un par de noches en la cama. Nunca había dormido de espaldas a nadie. Y así, en la oscuridad, pude leer sobre su dorso lo que ninguno de los dos se atrevía a expresar en voz alta. Callado y acurrucado mi cabeza juntaba palabras no-escritas que no quería ver, rememoraba besos que no se volverán a suceder… Mientras mi impulso natural era recuperar todo aquello con una simple caricia mi desánimo racional me impulsaba a cerrar los ojos para olvidar lo que ya no existe, ni es.

Ufff, cómo decir adiós sin decirlo. Cómo alejarse sin que resulte doloroso (porque duele). Y es que anoche dolió más, cuando a todo lo anterior se unió su voz con la cruda realidad.

adios

Bajo las escaleras tras la ducha fría mientas me voy despidiendo de rincones que traen cálidos recuerdos, dejando atrás a esa persona. Prosigo mi camino al tiempo que me resisto a hacer algo que seguro no debería, echar la mirada atrás. Ver por última vez todo aquello que me ha alejado de la rutina y me ha colmado de sentimientos casi olvidados. Está amaneciendo.

Me giro por un instante, y la imagen que me devuelve mi cerebro no es la que pensaba. Mi cabeza se llena de una y mil imágenes mientras que la retina de mis ojos se cubre de una espesa bruma. Puede que tenga que ver con que se me haya escapado alguna que otra lagrimilla…

Acciono el mando del coche sin haber acabado de encontrar la palabra justa que sirva para resumir todos esos instantes. Aprovecho el ruido del motor al arrancar, para que nadie me oiga, y bisbiseo para mis adentros: adiós Verano, adiós.

agosto 1, 2009

El deseo

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , — mytemptation @ 7:42 pm

Llegó de repente y se quedó ahí clavadito en mi cabeza, el objeto del deseo era… yo. Tenía novio y no supe reaccionar a cómo acabaría algo así. Poco me importó cuando acabamos los dos desnudos sobre una estrecha cama. Besos calientes en un verano caliente.

desire

Se oían las voces de grupitos recogiéndose a casa desde la ventana. Nuestros retorcidos movimientos me permitían ojear, de vez en cuando, hacia el parque. Atisbaba la calle, las voces y las personas pero mi mirada se nublaba con otros éxtasis más cercanos, ahí en la estrecha cama.

Al calor sumamos el rozamiento. En un momento nuestros cuerpos comenzaron a frotarse, nuestros sexos a restregarse. De poco valió, la atención estaba en otro instrumento. Sus manos masajeaban mi espalda, subían a mi cuello y bajaban hasta mis nalgas. Una, dos, tres veces hasta que perdí la cuenta. Ya no importaban nuestros sexos, había algo incluso más poderoso. Importaba el deseo y en ese instante lo comprendí: el objeto del deseo tenía nombre, el objeto del deseo era… yo.

junio 7, 2009

Caer

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , , , — mytemptation @ 10:30 pm

 

…uno no debiera tropezar dos veces con la misma piedra. Es ese tipo de consejos que nos han coreado de una y mil maneras, con todo tipo de palabras para expresar que no es una buena idea… y, sin embargo, caemos. Y lo que es peor volvemos a repetir. Ni logro entender por qué en contra de nuestros propios razonamientos y voluntad caemos.

Los sábados noche, en particular, se convierten para muchos en eso, más de lo mismo. Toman de la noche a alguien que previamente se encargan de envolver en alcohol, y quién sabe qué más. Se van a la cama con ese algo y se levantan con lo que no es, ni fue, ni será…

levantarse.jpg

Es la lucha contra esa puñetera soledad que nos lleva a enfrascarnos en el fracaso más absoluto. Es una bomba de relojería bajo nuestra cama que nosotros mismos ponemos en hora y con la llegada de la luz del día siguiente se encarga de golpearnos con fuerza en la dura realidad.

Hoy se lo quiero recordar a este amigo con otras palabras pero con el mismo contenido y contundencia. Así te digo de forma muy clarita: ‘Uno no debe acostarse con un tipo con el que no se quiera levantar’…bss

mayo 28, 2009

Los tangas y mis esposas

Filed under: vida — Etiquetas: , , , , , , — mytemptation @ 6:50 pm

Soy muy de invitar a gente a mi casa, y si pasan por mi cama mejor que mejor. Pasa con gente que es de lejos ,y en ocasiones, recibo al personal cargado con una enorme maleta pues Madrid siempre será una ciudad que da juego para todo. Como hace unos pocos meses que en el proceso de deshacer la maleta mi acompañante de cama, quiero decir de casa, me saludó con unas esposas (sí, sí de esas de jugar a polis y ladrones) que había cargado unos cientos de kilómetros. Mi primera impresión fue sorprenderme, desconocía a la típica persona que para un viaje de finde de semana cargue con esposas, pero para todo hay una primera vez.

axw

Lo primero que surgió a pie de maleta fue dónde se podrían enganchar. Mirando alrededor un radiador nos sirvió de respuesta… Mientras yo cubicaba distancias a la cama, al radiador y posibilidades de juego. Ains, si es que además de sorpresas como ésas luego tienes que tener la casa preparada: que si algo pa’enganchar unas esposas, que si una percha especial para colgar los tangas,…

Acompaño también sus palabras a modo de recuerdo ‘la pena, es que te puedes escapar de ellas… necesitaría unas más fuertes’. Pena porque no pude comprobarlo (ni comprar unas más resistentes) pues la cosa no funcionó. En  fin, tal vez, exagere pero que sepáis que siempre debemos estar preparad@s pues nunca se sabe cuándo vamos a necesitar un radiador…

mayo 24, 2009

Relato: Dos lunas (más)

Filed under: Relatos — Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , — mytemptation @ 12:24 pm

 

Nunca olvidaré esa primera sensación, en lo íntimo. Nos habíamos conocido esa misma noche, y ya entonces decidimos compartirla en la cama. Pero desde el primer instante todo fue distinto, las connotaciones sexuales desaparecieron para dejar paso a lo que muchos llaman y pocos experimentan… hacer el amor.

Era la forma de rozar con sus yemas cada centímetro de mi piel, era ese ligero temblor que precedió a la penetración, era su mirada extasiada de placer que sólo a mí me dedicaba, eran esos movimientos pausados pero constantes que nos llevaron a lo más alto, era esa sensación de querer atrapar ese instante… Recuerdo el momento de después en que todo quedó en calma y el instante envuelto en un par de palabras, abrázame fuerte.

234

Dicen que hay experiencias que sólo se gozan una sola vez en la vida, un instante que para cuando nos queremos dar cuenta está ya lejos del alcance de nuestras manos y que sólo quedará en nuestra memoria. Aquí lo he querido inmortalizar con un puñado de detalles, con una palabra por cada vez que mi corazón palpitó aún más fuerte. Aquella misma noche entreabrí los ojos para comprobar que no se trataba de un sueño y que de verdad abrazaba lo que mi deseo anhelaba, era un 27 de agosto.

 

El próximo 27 de agosto, a medianoche, al mirar al cielo observaremos que el planeta Marte será la estrella más brillante en el cielo, será tan grande como la luna llena. Será como si la Tierra tuviera dos lunas. Está previsto que la próxima vez que este acontecimiento se produzca sea en el año 2287.

Older Posts »

Blog de WordPress.com.