Everything but temptation

noviembre 8, 2009

Más allá de un cuerpo bonito

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , — mytemptation @ 10:53 am

Creí llegada la etapa en que mis cabezas bienpensantes (la de arriba y la de abajo) cederían espacio a una larga lista de cuerpos bonitos. El puñetero mundo de las citas, ese encuentro tan popular en las pelis en el que uno busca y con un poco de mala suerte encuentra algo más. Me tiré de cabeza (nunca mejor dicho) para poner seriedad en esto de las relaciones y me arrastró la corriente.

Quise cerrar uno de mis sentidos, el de la vista y el encanto por lo bonito hasta autoconvencerme de que hay otros encantos, quizá ocultos, donde sólo hay que rascar un poquito para llenarse de ellos. Pero no, mi teoría se ha venido abajo y me he cobrado lo que sólo una palabra puede resumir: auténtico-fracaso, y es que ese tsunami ha logrado arrastrar hasta mi siempre presente buen humor.

belleza y dolor

En el restaurante convenido recién llegado a esa medio cita medio a ciegas, se repiten las pautas. Odio esa mirada de deseo en mí que se prolonga a lo largo de la conversación en la que flota un: ojalá lleguemos a compartir más de esa noche. Puedo leer incluso más allá en el otro, leer ese poso de fracasos que creen ocultar tras una sonrisa para agradar. Todo es perfecto en apariencia mientras yo lucho por encontrar lo más ínfimo que haga saltar ese resorte a la atracción, al deseo, al quizás esta vez sí.

Pero no funciona, y soy yo mismo el que replica esa sonrisa por agradar sabedor de que no habrá un otra vez, de que volveré a casa con el estómago lleno y mi corazón igual de vacío, y duele. Y mucho.

Al parecer sólo busco sufrir. Todo lo que buscan mis ojos es algo hermoso hasta el dolor…

Anuncios

junio 4, 2009

Cumplo un año: El día en que hubo más vibradores que tostadoras

Filed under: vida — Etiquetas: , , , , , , , , — mytemptation @ 8:44 pm

 

Homenaje a un año con ‘everything but temptation’. Ésta fue la entrada con la que perdí mi virginidad, vamos, la primera….jajajaj

Así es, en 1917 los americanos poseían más vibradores que tostadoras, y hemos de suponer que se producían más orgasmos que tostadas en casa pero eso no lo cita nadie en sus estudios. Lo cierto es que el vibrador fue el quinto elemento doméstico en ser electrificado, cierto el quinto electrodoméstico en entrar en casa. Se admiten apuestas para los cuatro primeros, venga vamos a tomarnos un poco de tiempo y…

allá va, uno: máquina de coser, dos: ventilador, tres: el kettle o calientaguas, que le llamo yo, y cuatro: la tostadora. Eso sería allá por 1902, tendrían que pasar diez años antes de que entraran en casa la aspiradora o la plancha, mi más terrible enemigo de los domingos. Si, de verdad, os interesa el tema podéis adquirirlos en ebay desde 10$, aunque supongo que sean de segunda mano…

Lo que está claro por las fotos es que eran aparatos para resistir cualquier trote, sólo hay que observar su consistencia. En la publicidad aseguraban curar o, al menos, calmar pequeños males como migrañas o dolor de garganta. En fin, que si hoy en día os duele la garganta podéis utilizar métodos aún más tradicionales que la aspirina…

marzo 22, 2009

La duda

 

La duda es una película con Meryl Streep, la misma en que se basa la obra de teatro que la temporada pasada encabezaba Pilar Bardem en Madrid. La duda es ese dolor de cabeza que me aporrea al inicio de cada semana y con el que me da por pensar en lo que soy y en lo que hago (y en lo que no). La duda es el tedio en el trabajo, lo repetitivo y la rutina por oposición al deseo de novedades, de giros inesperados, de retruécanos imposibles.

duda

La duda se plantea en mi propia soledad si bien rodeado de gente, a cada paso de una ciudad que no la siento como mía, con cada nueva hoja del calendario, con cada alteración en mis ritmos vitales, en el cambio de estación, en el calor, en cada gota de sudor malgastada con otro.

La duda persiste en mis fines de semanas, en plantearme si es necesario (y útil) conocer el nombre de la otra persona, si es tiempo de cuartos oscuros o perfiles. En si todo es tiempo echado a perder, en lo que no puede ser ni será, en lo que no se puede construir porque no hay cimientos donde apoyarlos, en el placer que no es placer sino engaño.

La duda me cae encima cada lunes en forma de suelo inestable, de argumentos propios que no me llenan, de caminos repetidos que no me llevan a ninguna parte. De mandar (otra vez) todo a la mierda y empezar de nuevo, y van…

octubre 22, 2008

Toallas contra un muro

Filed under: sentimientos, vida — Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , — mytemptation @ 9:09 pm

Llevo con un dolor de cabeza todo el día, ahora lo entenderéis, pero lo primero agradecer vuestros comentarios. Vamos a ello, no os ha pasado en alguna ocasión que vais andandito por la calle mirando de medio lado y, tal vez, con algún que otro pájaro en la cabeza, cuando de repente os dais una hostia contra un muro de carga… o debiera decir contra un muro cargado de razones.

Es decir, que llega un momento en que la realidad es tan obvia y lo que te han dicho tan argumentado que te das de bruces contra la realidad. Es más suelen suceder dos cosas, la primera que duele y la segunda que te queda una marca…

Como yo ando un poco liado y con la cabeza también a pájaros pues he decidido tirar por la calle de en medio y esta mañana he cogido un poco de impulso y de frente que he ido, todo el muro para mí. Hala, y que me he restaurau’, y me he desembobado con una cosa que traía entre manos, o entre las piernas… Eso sí  pa’arreglarme he vuelto a ponerme de betadine hasta los huevos, nunca mejor dicho…

Al incorporarme tras el golpe me he notado relajado cuando antes me veía tenso y con los puños cerrados. Es mi problema muchas veces no muestro mis sentimientos, es como cuando estás cambiándote en el vestuario que te echas rápidamente la toalla a tus partes, avergonzado. Pasa por ser un fiel reflejo de la vida misma, ocultamos nuestros defectos, nos ocultamos al resto… unos para protegerse utilizan una simple toalla, otros el puño cerrado. Y sin embargo, en ocasiones, basta con un acto sencillo tomarles de la mano y abrirla para saber lo que hay dentro… o puesto de otro modo, en ocasiones, tras un buen coscorrón contra un muro y algo escarmentados basta con tender nuestra mano y mostrarnos con lo que hay, con las marcas (¿recodais?) de antiguos muros, como en la foto.

octubre 15, 2008

El arte de la felación

Filed under: sexo — Etiquetas: , , , , , , , , , — mytemptation @ 7:38 pm

Hoy me entretenía por la Red, y he encontrado lo que describen como arte, sí, sí el arte de la felación, vamos que te la chupen. Al mismo tiempo he rescatado un vídeo relacionado con el tema que me ha ayudado a ver las cosas claras, muuuy claras. Al parecer una pareja airea su problema en un programa de sexo de la tele, ella declara que a su novio no le gusta cómo le hace la felación… Echad una ojeada porque creo que acertaréis con el remedio:

Sin comentarios, la conductora del programa lo cogió también muy pronto, y es que hay temas que hay que tratar con muuuucha delicadeza. 99 hombres de cada 100 encuestados consideran que la felación es básica en cualquier relación (hubo uno que no entendió la palabrita)… Y mujeres de dios en poco nos mostramos delicados los hombres, pero unos piños importantes como que echan pa´trás, el vídeo éste lo reproduzco con tecnología 3D y salimos todos huyendo, vamos que se extingue la humanidad.

En fin, sin ánimo de dramatizar y dando un toque de humor al asunto trataré de reconducir el tema con un par de consejillos básicos: uno, los hombres tenemos también nuestro corazoncito aunque esté ahí abajo y sentimos también dolor y dos, cómo decirlo delicadamente, si quieres disfrutar del instrumento no metas los piños hasta dentro… Mañana más.

septiembre 16, 2008

Operación polvorón

Filed under: vida — Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , — mytemptation @ 10:36 pm

Muchos habréis ya reconocido la dichosa operación, sobre todo aquellos que frecuenten el gimnasio. La operación polvorón es la que comienza con el año tras los excesos de las Navidades, le sigue la operación bikini de cara a enseñar chicha con el buen tiempo, y resta la de vuelta a la rutina tras las vacaciones que no me queda claro su nombre oficial y a la que llamaré vuelta al cole/curso.

En fin, que estamos todo el santo año de operación en operación y el michelín continua en el mismo sitio donde lo dejamos, eso sí, un pelín más horondo, la talla+1 del pantalón que empieza a llamar a nuestras caderas con la nueva temporada, y así un suma y sigue.

La rutina se repite en los gimnasios, están esos nuevos socios fácilmente reconocibles. Generalmente ellas se acompañan de una amiga, empiezan apostando fuerte seis meses de prepago (¡hay que dejarse la piel!), ellos no escatiman en medios y les igualan, modelo Nike integrado y deportivas a juego, se han gastado ya una pasta y no han quemado una caloría de grasa, muy mon@s ellos y ellas. Sólo moda, poco sudor.

El resto en la sala somos los de siempre, los que nos llamamos por nuestros nombres, sabemos dónde fue el/la profe de vacaciones y los que echamos en falta a menganita o fulanito. Comienza la música y el cuerpo a trabajar, todo yo soy un torrente de sudor. Extremidades, pesas y músculos se amotinan para hacerme sufrir. Una hora más tarde llegará la ducha y nos sentiremos reconfortados…. ¿seguro? Estos primeros días no siento las piernas (ni el resto del cuerpo), he identificado el esternocleidosmastoideo por su dolor contínuo, y he adoptado un andar que me obliga a cimbrear las piernas, vamos que voy como con el culo escocido. Por lo demás bien, serán apenas cuatro meses de sudor, hasta que empiece la operación polvorón…

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.